cuatro siete
Crispín Vayadares
Pochutla, Oaxaca. Artista autodidacta, ha vivido y trabajado en Monterrey, la ciudad de México, y Miami. Actualmente reside en la ciudad de Oaxaca. Pinto porque me es una necesidad. Pinto para vivir. De otro modo, como podría suportar este mundo tan lleno de desgracias? Pinto, porque si no, todos estos personajes, sueños, cantos quedarán accumulados y atrapados dentro de mí hasta que no habría más remedio que explotar como una bomba atómica, diez mil veces mas potente que el sol. Pinto para -y hasta – que mis sueños no se quedan como luz fundido sino que brilla con su propio fulgor como estrellas nacientes guiñando desde la cuna oscura de mi alma. Pinto poque deseo compartir: es un acto absoluto de amor gozosa y quieta. –Crispín Vayadares