cuatro siete
Manuel Miguel
Manuel Miguel es originario de Teococuilco de Marcos Pérez, un pueblo zapoteco a más de 1700 metros sobre el nivel del mar y enclavado en la sierra madre de Oaxaca. De aquí mismo era el artista plástico Alejandro Santiago, amigo y maestro de Manuel Miguel. Su trabajo artístico actual son una riquísima extensión de aquella experiencia vital. Aunque su trabajo se ha multiplicado en diversas técnicas (escultura en metal, cerámica, madera; gráfica, óleo, acrílico, diseño gráfico, etc.) sus argumentos siempre abrevan de aquellos paisajes interiores. Con una prolija creatividad pinta como un cronista fantástico su fauna y flora vertiginosas. Su pintura es un homenaje permanente y decisivo a su gente y es también punta de lanza de un trabajo de conciencia y acción social que promueve valores fundamentales. Tal y como dijo un joven paisano de su pueblo “esta pintura nació para recorrer el mundo”.